Daniel Carbonell, debutó a los 18 años de edad en la Serie Nacional 2009 – 2010 representando al equipo de Camagüey “Los Toros de la Llanura”.  

En los cuatro años en los que jugó series nacionales tuvo un promedio de bateo de .287 (163 de 568) con 9 jonrones, 70 carreras impulsadas, 119 anotadas, 28 dobletes y 4 triples en 190 partidos.

En agosto del 2013 fue suspendido cuando intentó abandonar el país de forma ilegal. En octubre de ese mismo año logra su objetivo de escapar de la isla y estableció residencia en México antes de llegar a los Estados Unidos.

En marzo del 2014 presentó sus habilidades a 15 equipos de la MLB y para muchos de los que allí asistieron, el fornido camagüeyano de 23 años reuniría las famosas cinco herramientas del béisbol: tacto, fuerza, velocidad, defensa y brazo potente.

Ese mismo año firmó un contrato de $1.4 millones por cuatro años con los Gigantes de San Francisco, con lo que el equipo sumó un guardabosque que podría cubrir las tres posiciones en los jardines.

La organización siempre consideró a Carbonell como una gran promesa, pero en el 2018 la paciencia de la granja de San Francisco se agotó y luego de 4 años en la franquicia es liberado sin poder establecerse en Triple-A siquiera, y con un promedio de .255 entre Clase-A, AA y Triple-A.

Pero no todo fueron malas noticias para el joven agramontino, pues inmediatamente que fuese liberado causó interés de los Olmecas de Tabasco en la Liga Mexicana de Béisbol (LMB) y se incorporó al equipo.

Es precisamente en esta liga donde se desempeña en la actualidad luego de un breve paso por la Liga Venezolana de Béisbol Profesional (LVBP) donde representó a los Tigres de Aragua en la campaña del 2019 y en la que promedió para .264 en 19 juegos con 3 jonrones, 5 dobles y 17 carreras impulsadas.

En la actual campaña con los Piratas de Campeche en la LMB, equipo que se encuentran en la octava (8) posición de la Zona Sur con balance de 23 victorias y 35 derrotas y a 6.5 juegos de la zona de clasificación, su línea ofensiva refleja un promedio de bateo de .300 (57 de 190) con 4 jonrones, 18 carreras impulsadas, 30 anotadas, 3 dobletes y 4 triples en 52 partidos.

En este equipo comparte vestuario con los también cubanos Sergio Barthelemy y Elian Leyva, aunque posiblemente muy pronto pudiéramos sumar a este grupo al joven talento camagüeyano Loidel Chapellí Jr, quien según información publicada recientemente habría viajado a México con la idea de incorporarse a dicha organización.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.